LA PANELITA 2022 CVB

Regata “La Panelita” a bordo del Lucky Girl II, por Leandro Fernández.

Sábado 23 de Abril, 10 am cruzamos la línea con un viento leve del NO. Daba de popa redonda. Decidimos largar con buenas en aleta para luego trasluchar y apuntar a la boya. Luego de algunos inconvenientes menores, logramos establecer el rumbo. A medida que pasaban las casi 9 millas que separaban la línea de largada de la boya 12,4; el viento comenzaba a aumentar. Algún que otro barco que se va a la orza. Por suerte, pudimos llevarlo sin mayores riesgos.
Aparece cuasi inadvertido el Silvia Ana en su regreso desde ROU. Algunos barcos tuvieron que modificar su rumbo para evitar la terrible ola que dejaba a su paso.
Ya acercándonos al cruce de los canales, el viento estaba en su pico máximo, alrededor de 17 kts estimamos. Logramos montar 3 olas grandes seguidas, tocando un pico de 10,8 kts y sosteniendo 10kts de barrenada, Uffff….
Bajamos spi, izamos G1, viramos la boya y era imposible llevarlo. Decidimos arriar G1 e izar G3. Por suerte, nos acompañaban las nuevas velas de Elvström Sails que hicieron que todo sea mucho más fácil.
Ya rumbo a Panelita, el viento se fue al largo. El Dangelo 24 se caracteriza por ser un “poquito mojador” Tripula empapada, pero avanzábamos a 6kt si mayores inconvenientes.


3 horas hasta llegar a Panelita. Cuesta virarla por la bajante que resultaba muy fuerte. El borde de regreso dio con las escotas un poco mas abiertas, pero no tanto como esperábamos. El agua bajaba muy fuerte. Los baldazos de agua era una constante. La tripulación seguía completamente comprometida. Nuevamente 3 horas para llegar a la boya 12,4. Ahora empezaba lo duro, decíamos.
A las 18:00 hs aprox Viramos la boya, y comenzamos a “coser” el Río. El GPS dijo: “hasta aca llego”, así que tuvimos que navegar como lo hacía Colon. Borde largo a tierra, y borde corto hacia el Mitre. Lo que pensamos que iba a ser duro, terminó siendo casi la parte menos sacrificada. Máxima orzada, y el barco era un violín. El timón no tiraba. La ola iba bajando de a poco, y el viento no estaba frío (salvo para la tripula que estaba empapada, je)
Por suerte la Comisión de Regatas encendió unas luces para que la podamos identificar desde lejos, y gracias a la vista kilométrica en la oscuridad de Marcelo, logramos divisarla y pudimos dar con ella, luego de algunas viradas debido a la bajante y al tamaño de la línea de llegada.
21:30 hs cruzamos la línea con la enorme alegría de haber cumplido nuestro objetivo. A priori estimábamos haber ganado la serie, pero faltaba la confirmación final. Por suerte hicimos bien los deberes.
Impecable desempeño de las velas de Elvström Sails, y de la tripulación a quienes les estoy enormemente agradecido.


RESULTADOS


Foto : Jorge Cousillas



120 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Untitled